Up icon 01

Acceso al sistema de salud para los niños y niñas

Main img 20180125 wa0006

15000 €

Finaliza: 31/07/2018

Cineastas En Acción

Senegal / Ayuda humanitaria

Comparte y haz realidad este proyecto

Queremos conseguir cubrir los gastos médicos de más de 1.500 niños y niñas de la comunidad de Enampore, Senegal, a través de su inscripción en el sistema de salud pública, con la creación de carnets de salud subvencionados.

Nuestro proyecto consiste en inscribir 1.500 niños a la mutua de salud de la comuna de Enampore, para que puedan beneficiarse de los cuidados médicos en centros de salud y hospitales durante un año. Además, queremos llevar a cabo una campaña de sensibilización para dar a conocer las ventajas de esta inscripción, por lo que recorreremos los pueblos y las aldeas más alejadas de la Casamance realizando charlas y encuentros con la población. Por último, queremos llevar a cabo una campaña de apadrinamiento en Soto del Real para dar continuidad al proyecto, para que en los años venideros, cada niño apadrinado pueda ser atendido en las estructuras sanitarias de su pueblo. Además, este proyecto dará trabajo a los jóvenes de la ciudad de Ziguinchor, que se ocuparan de las campañas de sensibilización, de la organización de los niños y de gestionar todas las tareas administrativas para la inscripción de los niños y niñas beneficiarias.

La región de la Casamance, en la que se desarrolla el proyecto, se encuentra al sur de Senegal, entre Gambia y Guinea Bissau. Aislada del resto del país, esta zona fue epicentro de un conflicto armado que empezó en los años 80 y duró más de 25 años. El conflicto causó miles de muertos y provocó que toda la región cayese en una depresión económica de la que solo recientemente ha empezado a salir. Muchas ONG han trabajado durante los últimos años para que los habitantes de la Casamance pudiesen tener acceso a las necesidades básicas de alimentación y servicios sanitarios pero, desde que la región ha recuperado su estabilidad política, muchas ONGs han dejado de actuar en la zona, dejando un vacío importante a nivel de desarrollo y recuperación económica. La Comunidad de Enampore, situada en la Baja Casamance y compuesta por un total de dieciocho aldeas, es una zona habitada mayoritariamente por la etnia diola, una cultura que a día de hoy sigue manteniendo sus costumbres ancestrales, basadas principalmente en el cuidado y respeto a la naturaleza. Su economía es de subsistencia, centrada en la agricultura, la pesca y la ganadería. El cultivo principal es el arroz y se trabaja en comunidad durante la estación de las lluvias en los meses de Junio a Septiembre. Un único cultivo con el que subsisten el resto del año, ya que el grano recogido se utiliza únicamente para el consumo propio. Toda esta comarca está bañada por el río Casamance y sus afluentes pero, al ser una zona baja y estar por debajo del nivel del mar, sus aguas son saladas y no son aptas para el consumo humano. En contrapartida, el río les provee de una gran variedad de pescados y mariscos, como gambas y ostras.

A pesar de los esfuerzos llevados a cabo por el Estado de Senegal, muchos niños y niñas de esta comunidad rural se encuentran a día de hoy totalmente desprotegidos frente a las emergencias sanitarias que se desarrollan en la zona. Si bien es cierto que los niños y niñas menores de 5 años tienen acceso a la sanidad gratuita, los niños y niñas más mayores de 5 años se encuentran dependiendo de los ingresos de sus padres para poder ser atendidos en hospitales y centros de salud.

En el año 2015, el Estado de Senegal ha puesto en marcha una interesante iniciativa que consiste en crear un carnet sanitario que cubre el 80% de los gastos médicos y el 50% de los gastos en medicamentos. Cualquier persona que tenga nacionalidad senegalesa puede aprovecharse de esta iniciativa. El carnet tiene un coste reducido (alrededor de 7€) al que hay que añadir 2€ de gastos administrativos. El problema es que muchas personas, especialmente las que viven en las zonas rurales, desconocen la existencia de este carnet. Además, muchas de ellas, que sobreviven gracias a una economía de subsistencia, no pueden permitirse ese gasto.

0 Comentarios

Deja un comentario

Iniciar sesiónRegístrate